No leo y me agüito gachote

Cuando no leo me agüito gachote.

30.4.09

Feliz día del... ¿niño?




La madurez de los adultos es proporcional al tiempo de juego cuando niños, y a las preguntas que en ese entonces nos fueron buenamente respondidas.

La otra vez me encontraba plácidamente platicando con mi ‘yo’ interna que, por cierto, me cae rebien, y se me ocurrió hacerle la siguiente pregunta: ¿tú crees que todavía existan niñ@s en este mundo? Debo admitir que no supe responder al instante, tuve que pensar un momento antes de decir algo…

A esta generación de infantes le está tocando vivir muy deprisa, y las opciones de diversión infantil -que no siempre es precisamente infantil- cada vez son más. Much@s niñ@s son felices con un celular, por ejemplo; otr@s no pueden vivir sin el messenger; también están l@s adict@s al metroflog o al face book, y mejor ni hablemos de esas criaturas enamoradas de los videojuegos y de la televisión.

Los programas favoritos de mis primitos y primitas ya no son los picapiedra, o don gato y su pandilla, y menos barney y sus amigos. Ahora ven las novelas del once o del trece, o dr. house, o south park.

En mis tiempos -y no es que me sienta muy vieja, apenas supero los 20- jugaba a saltar la cuerda afuera de la casa con mis amiguitas, o a los enchantados, o a las escondidas que, aunque siempre era la primera a quien encontraban, me divertía asquerosamente. ¿Videojuegos? Mario Bros. ¿Internet? Todavía no estaba al alcance de tod@s, nisiquiera tenía PC, ahora mi vecino de 10 años tiene su propia lap top. ¿Televisión? Caricaturas y Chabelo. ¿Lo más hard core? Los power rangers y Dragon Ball.

¡Vaya! Me siento hasta ñoña. Cualquier niñ@ que me escuchara hablar así me diría que qué onda con mi vida, que esas formas de diversión, ‘ni al caso’ y que ‘qué aburrición’. Siento que nuestr@s niñ@s se están converted cada vez más rápido en adultos, el mundo está cambiando y ell@s con él. ¿Qué nos está pasando?

Creo que fue José Martí quien dijo: ‘los niños son la esperanza del futuro’. Creo firmemente que así es. Las formas de diversión de los infantes de ahora no es más que el resultado de la forma de vida de los adultos: el padre y la madre se ausentan casi todo el día de la casa y el hijo o la hija encuentran entretenimiento en las nuevas tecnologías.

Creo que es tarea de los padres fomentar mása la comunicación entre ellos y sus hijos, pues este estilo de vida no ha hecho más que separar este vínculo que debe existir, dejando a los hijos disperses y a los padres cada vez más ocupados en otras cuestiones.

Festejemos el día del niño dandole un enorme abrazo a nuestros hijos (en mi caso a mis primos menores), y recordandoles que ser niño es la mayor certeza de que Dios existe.


Cuando nace un niño nace la esperanza de un mejor mundo, la esperanza se pierde cuando los padres no lo saben educar.

3 comentarios:

La perversamente maligna Vélez dijo...

también mis sobrinitas ya tienen lap, a sus 6 años ¬¬ ya quisiera yo haber tenido una a su edad, así como nintendo DS, osh.

Pero sí, es pork los padre ya no pueden pasar tanto tiempo con ellos y delegan responsabilidades entreteniendolos con tecnología, y además que ya no es seguro jugar en la calle, por el trafico, las malas compañías y ua k otra bala perdida =( las drogas k estan en cada esquina.

No pues con tanto peligro yo también pensaba antes de dejar salir a los chamacos a jugar solos.
Deberían de organizar reuniones de juego en casa de otros niños, pero pss también existe el peligro de que no conoces bien a tus vecinos y no sabes sus mañas, es un maldito círculo vicioso.

TeMoC dijo...

si es una generación muy distinta, yo también recuerdo esos tiempos y esas caricaturas, y tampoco soy viejo, antes donde podías quedarte a jugar con los cuates de tu calle hasta noche sin que tus papás se preocuparan por la inseguridad pero ufff ahora ya los niños no quieren jugar con personas solo con sus compus y sus nintendos y hasta me hablan de tecnologías que ni yo conozco jeje.

ya no descuides tanto tu blog, extraño tus post.

Saludos.

Basurero Usurero dijo...

Todos esos niños eventualmente van a crecer, es natural; y ellos en un futuro van a dirigir las cosas, toda esa generación marcará un nuevo camino para nuestra sociedad; ¿Cuál es? No lo sé, pero definitivamente todos nosotros somos los gestores de dichos cambios. Suerte.
PD: muy buena reflexión, te seguiré.